Si te gusta Virgo, no se lo pongas difícil

virgoEn cuestiones de seducción, hay signos amantes de los retos, como Aries o Escorpio, por ejemplo. No es el caso de Virgo, como vamos a explicar en esta entrada.

¿Quieres seducir a Virgo? Entonces, no le des una de cal y otra de arena para alimentar su confusión y hacer que te persiga con más ahínco.

¿A qué nos referimos? A actitudes como éstas:

Sueles contestar sus llamadas y responder sus mensajes. De repente, un día decides mostrarle que estás muy ocupado para él/ella. Le muestras escaso interés para que se pregunte qué está ocurriendo contigo.

Sales con él/ella habitualmente. Y súbitamente cortas tanto interés en su persona. Te vas con tus amigos y te haces la/el difícil.

Te acercas y huyes. Un día eres todo pasión; al otro, un bloque de indiferencia. ¿Crees que esto logrará que Virgo se esfuerce más en “atraparte”?

poco interés

Virgo no te perseguirá

Muchos detestamos ese juego estúpido. Quizás yo lo hago porque tengo a Venus en Virgo. 😀

Pero, cualquiera que tenga dos dedos de frente o a Virgo presente en puntos estratégicos de su carta natal, piensa lo mismo: Estos juegos son una idiotez.

Y, además de idiotas, son crueles con la “víctima”, a quien se intenta confundir y engañar con el propósito de que esté todo el tiempo pendiente de ver cómo complace al cínico o cínica que los lleva a cabo.

¿Por qué Virgo no es de los que entran al trapo? Teniendo en cuenta las características del signo, encontramos dos razones básicas:

(1) Es un signo de tierra. Ya sabemos que los de tierra son prudentes, cautelosos en sus relaciones. Se toman su tiempo para dar cada paso y, como vean que no pueden confiar en ti (si estás jugando a esto) se retiran… y a otra cosa, mariposa.

(2) Es un signo mutable. Los signos mutables analizan qué pueden hacer ante el panorama que se presentan; barajan sus opciones. Y como ven que tú (suponiendo) estás enviando señales contradictorias, se quedan pensando en cómo “atraparte”, pero no se mueven. Emplean su energía en otro objetivo más claro.

En definitiva, a Virgo le molestan y le aburren este tipo de retos. Si estás intentando que crezca su interés en ti, emplea otras tácticas.

Virgo no te perseguirá si juegas al gato y al ratón, a menos que esté muy verde y quiera practicar en la dinámica de las relaciones.

¿Quieres “atraparle”? Claridad, honestidad, paciencia y un poquito de sentido común. Eso es lo único que necesitas. 🙂

Imagen de rowdyHarv, internet hit and miss

Si te gusta la entrada, comparte, por favor...
error: Content is protected !!