Leo y el amor

leoEn el amor, leo es divertido, optimista y apasionado. También, aunque no lo parezca, fiel y estable cuando está muy enamorado. El problema es que enamorar profundamente a un leo no es fácil.

Leo necesita admirar a su pareja. En el amor, es el rey, y lo que busca es a alguien con quien compartir su trono, alguien de quien se sienta orgulloso, guardándose leo el papel principal, eso sí.

Cuando leo está enamorado, su generosidad y entrega es desmedida. Luchará por su amor poniendo todo su entusiasmo y su energía, que es mucha.

Leo es un grandísimo actor. Si te ama un 10%, su demostración te hará pensar que se trata de un 1000%. Leo es dado a la efusividad, al dramatismo, a la exageración de sus sentimientos. Hará que te sientas como un ser divino; cualquier cosa le parecerá poco. Todo ello con un entusiasmo y una alegría contagiosa.

Para conquistarle tienes que tener paciencia y habilidad. Sé elegante y cuida tu aspecto. Cuando leo se fije en ti, haz como que te deslumbra con su presencia, porque leo es tan, pero que tan vanidoso… Aprovecha su punto débil. Si le haces creer que tiene las riendas, puede caer a tus pies.

Leo necesita que lo escuchen, que lo admiren y lo mimen, que lo presenten a los demás como alguien maravilloso. A cambio, ya sabes lo que te espera: un torbellino de amor.

A leo le gusta exhibir a su pareja, presumir de ella, protegerla como un poderoso león… Cuidado porque es muy posesivo y no tolera las infidelidades. Herirías su leonino orgullo. Si tienes un leo, ¿cómo vas a elegir a otro? Esto no lo entendería… Tampoco le gusta sentirse utilizado. Si no quieres que se ponga hecho una fiera, tienes que serle leal.

Si vas a regalarle algo, ahorra. A leo le suelen gustar los regalos caros, porque así ve lo especial que es para su pareja.

El sexo es importantísimo para leo. Ante ti tienes a un amante muy ardiente, imaginativo, apasionado y romántico. Le gusta tomar la iniciativa y en los encuentros sexuales se esfuerza a conciencia por quedar bien. Es espectacularmente fuerte y enérgico, pero necesita reconocimiento. Leo es el mejor amante… ¡el mejor! Si no es así, no importa. Lo que sí es imprescindible es que se lo hagas creer.

Leo te está esperando para hacerte sentir que eres su rey o reina. Si quieres vivir una alegre e incandescente historia de amor, ya sabes…

Si te gusta la entrada, comparte, por favor...