Compatibilidad: Virgo y Acuario

virgoacuarioHablamos de la unión de dos grandes pensadores: virgo y acuario.

Dos signos cuya compatibilidad es excelente en trabajo, negocios o estudios y que se va complicando cuanto más estrecha es su relación. Lo que son las cosas: les cuesta establecer un vínculo emocional entre ellos.

De lejos se parecen, pero vistos de cerca son otra historia.

Virgo es más sencillo: va a lo seguro, a lo tradicional, a las cosas que funcionan. Es sensato, previsible, responsable y práctico.

Acuario es raro, caótico (comparado con virgo), innovador, muy imaginativo y rebelde.

La rutina que a virgo le hace sentir seguro puede convertirse en un yugo esclavizante para acuario. ¡Virgo es un muermo!

La mente de acuario es un caldero de ideas donde se mezclan las prácticas y las estrambóticas. Suficiente para que virgo exclame: ¡Acuario está como una cabra!

Es el principio de sus diferencias. ¿Podrán con ellas?

Virgo y Acuario en el trabajo

En todo lo que tenga que ver con trabajo es donde mejor funciona la pareja virgo-acuario. Los dos son inteligentes de sobra y cada uno de ellos tiene su propio estilo, muy diferente al del otro.

Virgo suele analizar escrupulosamente la experiencia pasada. Usa su buena memoria y su lógica para elaborar un plan que sirva en el presente. Acuario se guía más por la intuición. Mira hacia el futuro y las posibilidades inéditas que brinda.

Básicamente, la diferencia estriba en que acuario persiste en probar nuevas soluciones para una situación, cuando virgo hace rato que encontró la fórmula perfecta basándose en lo que ya conoce.

Esta manera tan distinta de enfocar las situaciones hace que acuario y virgo sean tan complementarios en este terreno. Lo que no ve uno, lo ve el otro. Luego, están destinados a llegar lejos y a aprender mucho los dos juntos.

Virgo y Acuario como amigos

A este dúo puede unirle algo importante: los dos están interesados en ayudar a la gente y en mejorar el mundo. Así es que su amistad puede surgir, precisamente, por ese interés que tienen los dos signos en los temas sociales.

Y lo mejor es que, además de hacer algo bueno por la Humanidad, también salen ganando ellos por lo que mutuamente pueden aportarse. Por ejemplo:

  • A virgo le preocupa mucho lo que piensan los demás, el qué dirán. A acuario le importa un pimiento: Si critican, que critiquen.
  • Hablando de críticas, virgo es el primero en criticar; es perfeccionista y crítico consigo mismo, con los demás y con la vida en general. Si algo no funciona como es debido, hace lo imposible por arreglarlo. Acuario se agobia mucho menos. Hace una evaluación general de la situación y no se centra tanto en esos pequeños flecos sueltos.
  • Acuario apenas si sabe pedir disculpas. Rara vez lo hace. Virgo puede enseñarle a ser más humilde, porque es un signo que, cuando siente que ha de pedir disculpas, no duda en hacerlo.
  • Acuario tiene muchísimas ideas, tantas que a veces no atina a materializar sus sueños. Virgo tiene ese sentido práctico que acuario necesita.

Virgo y Acuario en el amor

Como hemos visto en la amistad, estos signos se atraen por lo que pueden aprender juntos o el uno del otro. Se encuentran interesantes, pero rara vez surge esa atracción del tipo “magnetismo animal”.

Suponiendo que se involucren en una relación de pareja, el primer escollo estará en los detalles. Para virgo los detalles son importantísimos. También en una relación y desde que ésta se inicia. Si, por ejemplo, acuario es impuntual en las primeras citas o comete otro tipo de despistes, virgo es de los que toman nota.

A acuario no le gusta nada encorsetarse en el compromiso y la rutina. Y el exceso de demandas y pequeñas reglas que cumplir no lo lleva nada bien.

Esto tendrán que trabajarlo bastante, si quieren perdurar como pareja. Así como la distancia que puede surgir entre ellos.

No es raro que, como les cuesta entenderse, cada uno comience a virar en una dirección y descuiden la pareja. Cosa que podrían arreglar si se proponen compartir más experiencias juntos. Por ejemplo, hobbies o viajes.

En la convivencia hogareña también tienen tarea. Virgo es ordenado, responsable, perfeccionista y, a veces, quisquilloso.

Acuario deja pasar muchas veces sus responsabilidades domésticas por estar más pendiente de sus elevadas ideas. Aquí es donde llega virgo a reclamarle que haga su parte bien y donde acuario se siente controlado y se molesta. ¿Con razón? ¿Sin ella? Es obvio que tendrán que negociar también este tema.

En lo que, a priori, no discutirán demasiado es en el manejo del dinero. Ninguno de estos signos es derrochador. Probablemente ocurra que virgo planifique el presupuesto y acuario dé el visto bueno.

A sus relaciones íntimas puede faltarles algo de pasión. Claro que, si se lo proponen, lo resuelven fácilmente. Digo, con las ideas de acuario y la sensualidad de virgo, tienen lo que necesitan para encender la llama.

Conclusión: Compatibilidad pasable. Ideal para proyectos profesionales y un poco más trabajosa en las distancias cortas.

Gracias a Giselle por pedirnos esta compatibilidad.